“¡HABLA CAUSA!”, EL VOLUNTARIADO QUE LUCHA CONTRA EL ACOSO ESCOLAR

“¡HABLA CAUSA!”, EL VOLUNTARIADO QUE LUCHA CONTRA EL ACOSO ESCOLAR

• El talento Oscar Guerrero, futuro docente, lidera el proyecto que busca visibilizar y desterrar este tipo de práctica.
Lima, 17 de diciembre de 2020. Las aulas se han quedado solas y sombrías los últimos nueve meses del año, desde el último campanazo de recreo, tras aquel 15 de marzo del 2020, cuando el Gobierno declaró el estado de emergencia sanitaria por el Covid-19. Desde entonces, la bulla, el murmullo y los exabruptos entre “patas” afloran en el silencio fecundo de los mensajes de texto, audio e imagen por redes sociales.
Son mensajes útiles, a veces; entretenidos, a veces; pesados, a veces; desagradables, a veces; incómodos, a veces; acosadores. No hay medias tintas para el hostigamiento sexual virtual, cuya incidencia ha ido en aumento. Preocupado por esta situación, Oscar Jossué Guerrero Cárdenas, futuro docente, lidera un proyecto de voluntariado multidisciplinario que busca visibilizar y desterrar este tipo de prácticas que tanto daño ocasionan en niños, niñas y adolescentes: futuros ciudadanos que deben desarrollarse en un ambiente sano y tranquilo.
“Cuando era estudiante (de colegio) había podido presenciar el acoso sexual de chicos a chicas y de chicas a chicos”, cuenta el talento de 22 años, evocando sin mayores detalles una situación incómoda ante la cual decidió no ser indiferente. Él es estudiante del octavo ciclo de la carrera de Educación Primaria en la Pontificia Universidad Católica del Perú (PUCP) gracias a la Beca Vocación de Maestro del Programa Nacional de Becas y Crédito Educativo (Pronabec) del Ministerio de Educación.
Así fue que el 5 de noviembre del 2018 nació “¡Habla Causa!”, un voluntariado que realiza talleres acerca de la prevención del acoso sexual a nivel físico y virtual en las escuelas de nivel primario y secundario. “Le pusimos ‘¡Habla Causa!’, porque cuando hicimos nuestro primer trabajo de observación de la realidad del acoso sexual en un colegio, los chicos nos decían: ‘habla, causa’, para socializar. Además, por otro lado, (el acoso) es un tema muy incómodo (de comunicar), que invita a hablar por una noble causa”, explica Oscar, líder fundador de la agrupación, como ha sido reconocida por la PUCP este año.
Según estadísticas del Programa Nacional para la Prevención y Erradicación de la Violencia contra las Mujeres e Integrantes del Grupo Familiar (Aurora) del Ministerio de la Mujer y Poblaciones Vulnerables, este año los casos de hostigamiento sexual virtual sobrepasarían los 1,012 casos registrados en el 2019 a través de la línea gratuita 100 y la página www.noalacosovirtual.pe, toda vez que entre enero y agosto pasado se recibieron 916. Es una fotografía incompleta, ya que no todos los casos se registran.
Con varios logros cosechados (ganaron un concurso de iniciativas de responsabilidad social para estudiantes y fueron seleccionados para participar del V Encuentro Nacional de Responsabilidad Social Universitaria en Ayacucho), a la fecha, a través de “¡Habla Causa!” han llevado su mensaje en total a 50 estudiantes: 20, de una escuela en Pachacamac, de manera presencial, antes de la emergencia; y 30, de una escuela en Breña, de manera virtual. Su público objetivo son estudiantes de entre 9 y 12 años, ya que es la edad en la que están reconociendo su cuerpo y pueden hablar, anota.
¿Cuál es su estrategia contra el acoso sexual? En primer lugar, cuenta Oscar, toman contacto con el colegio y entrevistan a directores y estudiantes en búsqueda de evidencia sobre la problemática. Una vez identificada, se define una agenda de talleres sobre qué es el acoso y a través de qué actitudes y comportamientos se expresa, cuáles son los factores que lo ocasionan, a quiénes involucra (el acosado, el acosador, los padres de familia, etc.) y las herramientas para gestionarlo.
“Nuestro objetivo es llegar a más escuelas a nivel nacional en Lima y provincias, pues los miembros del equipo somos de regiones”, indica el futuro docente y destaca a sus compañeros y colegas: Andrea Valeria Santos Reynoso (19 años), Mávila Jullisa Hurtado Alburquerque (21), Madeleyne Silvia Castillo Quispe (22), Yomira De Los Ángeles Hernández Rojas (24), Yessica Ccarampa Peña (24) y Rafael Anthony Chumbipuma Rosas (24). Del grupo, Mávila, Madeleyne, Yomira y Yessica también estudian Educación Primaria. En tanto, Andrea estudia Educación Inicial y Rafael, Psicología.
Oscar confiesa que jamás imaginó estudiar Educación. “Cuando estaba en el colegio, lo último que pensaba era estudiar Educación”, declara y comenta que entonces pensaba estudiar Agronomía. Fue su papá, Luis, quien lo convenció a participar del concurso Beca Vocación de Maestro del Pronabec y ahora dice estar “enamorado” de su carrera y agradecido de ser parte de la nueva generación de educadores del país.
“Es la mejor oportunidad que me pudo llegar y obtener. Mi sueño es poder llegar a los lugares más remotos del país para apoyar”, afirma. Oscar sabe que ya ha comenzado a cumplirlo. Gracias a lo que viene logrando, ahora nadie duda que su verdadera pasión es enseñar. Sabe que en la niñez peruana está el progreso de nuestro país.
#TalentosDelBicentenario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: