HILLARY CLINTON PODRÍA ENFRENTAR CARGOS PENALES

HILLARY CLINTON PODRÍA ENFRENTAR CARGOS PENALES

Hillary Clinton podría enfrentar cargos criminales ante la justicia estadounidense. Según se reveló ayer, la ex secretaria de Estado había sido citada a declarar el 2 de junio ante la Corte de Apelaciones para el Circuito de Washington.

la CIA, con el consentimiento de Hillary Clinton, trasladaba armas desde Libia a Siria”

De antemano se sabía que en esa audiencia virtual, debido a la pandemia, se expondrían testimonios vinculados a presuntos actos de abuso de poder y corrupción ocurridos durante la administración del expresidente Obama.

El tema, según el Diario de las Américas, paso prácticamente desapercibido como consecuencia de la cobertura noticiosa que se dio del asesinato de George Floyd y las posteriores protestas.

El medio da cuenta que las acusaciones presentadas contra Hillary Clinton por el caso de los “emails” estalló en el 2016, semanas antes a las elecciones presidenciales y debido a una pesquisa del Buró Federal de Investigaciones (FBI), que en ese momento no escaló al ámbito judicial. Ahora, la también exsenadora enfrenta el escrutinio de varios grupos anticorrupción, en especial Judicial Watch.

Judicial Watch es una organización no gubernamental y anticorrupción creada en 1994, predominantemente conservadora, que se dedica a denunciar y a investigar a altos funcionarios públicos que incumplen las leyes.

Los trágicos sucesos de Bengasi

El 2 de junio Hillary Clinton fue citada a declarar ante la Corte de Apelaciones para el Circuito de Washington, la más importante institución legal después de la Corte Suprema, pero en la videollamada sólo se presentó su equipo legal, con alegaciones de que toda la información se había ofrecido ante el Comité Selecto de la Cámara de Representantes por la tragedia ocurrida en Bengasi, donde ocurrió un asalto del que fue objeto la sede diplomática de EEUU en esa ciudad libia el 11 de septiembre del 2012, en el cual murieron 4 estadounidenses, entre ellos el embajador Christopher Stevens

En una reseña de los sucesos de Bengasi, el periodista de investigación Seymour Hersh -quien cita a un antiguo funcionario anónimo de inteligencia del Departamento de Defensa- asegura: “La única misión del [consulado estadounidense en Bengasi] era proporcionar cobertura para el movimiento de armas [en el Medio Oriente]. No tenía un papel político real. Y añade “el ataque supuestamente puso fin a la presunta participación de Estados Unidos, pero no detuvo el contrabando”, indica la fuente de Hersh.

Embajador norteamericano fue asesinado en Libia

Para mayo del 2012, Libia se había convertido en uno de los lugares más peligrosos del mundo; sin embargo, el 22 de ese mes, la administración de Barack Obama envió al embajador Christopher Stevens a la ciudad de Bengasi para coordinar las misiones de EEUU en Libia.

El 11 de septiembre de ese mismo año la sede estadounidense fue atacada e incendiada por miembros armados de Ansar Al-Sharia, radicada en Yemen y ramificación de Al Qaeda.

El Diario de las Américas señala que, según reportes, un destacamento de la Fuerza Delta estadounidense se encontraba a menos de 2 kilómetros de la embajada en un anexo de la Agencia Central de Inteligencia (CIA), pero las órdenes de Hillary Clinton fueron de “no intervenir”.

En el trágico suceso murió el embajador Stevens y tres miembros del personal diplomático y de seguridad.

“Una de las principales denuncias en este caso fue que la CIA, con el consentimiento de Hillary Clinton, trasladaba armas desde Libia a Siria para ayudar a rebeldes a extinguir el gobierno de Bashar Al Assad en Siria, acción similar que provocó el derrocamiento del régimen de Muammar Gaddafi, un año antes. Luego, muchos de estos rebeldes terminaron en las filas del grupo terrorista Estado Islámico (ISIS)”, precisa el medio

En las audiencias para analizar estos sucesos, quedó al descubierto que durante la gestión de Hillary Clinton se habilitó un servidor privado fuera de la auditoría del gobierno de EEUU.

La respuesta de la entonces secretaria de Estado ante ese señalamiento fue: “Lo hice para coordinar el casamiento de mi hija”. Más tarde se comprobó que 33.000 correos electrónicos fueron borrados de ese servidor.

El director del FBI en ese momento, James Comey, recomendó no enjuiciar a Hillary en una Corte Federal, por falta de suficiente evidencia sobre delitos probables, aunque reconoció lo “extremadamente descuidada” que fue en el uso de correos electrónicos clasificados.

En la audiencia del pasado 2 de junio, la abogada de Justicial Watch, Ramona Cotca, cuestionó:

“¿Por qué es que cuatro años después de que el FBI cerró su investigación todavía hay correos electrónicos adicionales de Clinton que se están procesando? ¿Por qué no fueron buscados, localizados y procesados antes?” y añadió: “Incluso hasta hoy, el Departamento de Estado no sabe cuál es el universo de los correos electrónicos de Clinton al frente del Departamento de Estado, y ese es el problema importante aquí”.

El director del FBI , James Comeyrecomendó no enjuiciar a Hillary en una Corte Federal

La orden emitida por el juez Royce Lamberth para que Clinton declarara por primera vez sobre el uso de su cuenta privada de correo electrónico, al frente de la Secretaría de Estado, está relacionada con una demanda del grupo Judicial Watch, presentada hace más de cinco años.

La disposición del letrado autorizó al grupo a investigar la gestión de Clinton, la de otras personas relacionadas con el caso e incluso permite citar a Google por sus registros relacionados con los correos electrónicos.

“El Tribunal no cree que el Estado posea actualmente todos los correos electrónicos de Clinton recuperados por el FBI; incluso años después de la investigación del FBI, todavía debe explicarse la lenta fuga de nuevos correos electrónicos”, afirmó el juez Lamberth.

Hillary Clinton ha ofrecido en otras ocasiones declaraciones escritas sobre el tema, sin embargo, el juez calificó las respuestas de “incompletas, inútiles o superficiales”.

La orden especifica que Clinton y quienes sean llamados, sólo pueden ser cuestionados sobre los correos electrónicos relacionados con el ataque contra instalaciones estadounidenses en Bengasi, Libia, en el 2012.

Más información en; https://www.diariolasamericas.com/eeuu/hillary-clinton-podria-enfrentar-cargos-criminales-la-justicia-n4200983

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: