Iniciativa solidaria busca apoyar a más de 4,400 personas de las comunidades más vulnerables de Puno

 

Iniciativa solidaria busca apoyar a más de 4,400 personas de las comunidades más vulnerables de Puno

Iniciativa “GiVE: ENERGÍA PARA PUNO”, de la Fundación Celebraciones con Sentido Perú, busca recaudar un millón de soles para apoyar a las familias que más lo necesitan en esta región del país.

Comprometidos con la misión de brindar apoyo a las personas/ poblaciones más vulnerables, llega al Perú Fundación Celebraciones con Sentido (FCCS), que bajo su modelo de “fundación puente”, busca conectar y fomentar que personas, empresas o instituciones realicen sus celebraciones en beneficio de diferentes causas sociales y/o fundaciones sin fines de lucro.

Creada en Chile en 2012, Fundación Celebraciones con Sentido ha logrado, desde entonces, impactar positivamente en más de 22,000 personas y recaudado más de un millón de dólares, a partir de su filosofía de “celebrar para que otros también celebren”. En 2014, crearon GIVE, un circuito de eventos que busca recaudar fondos, para apoyar en situaciones de contingencia, por medio de celebraciones de alto impacto; ampliando de esta manera su rango de ayuda.

Este 2020, FCCS llega al país con una iniciativa diferente y colaborativa, concebida en medio de esta pandemia, para ayudar a quienes más lo necesitan, a través de las organizaciones peruanas, Höseg y Kusimayo, quienes ya vienen trabajando contra la pobreza, de manera sostenida, principalmente en Puno.

“Nuestra intención de traer el modelo de FCCS al Perú, es fomentar las celebraciones con sentido, como medio para recaudar fondos y ayudar a quienes más lo necesitan. Sin embargo, debido a la coyuntura, tuvimos que repensar las cosas y, partiendo del concepto de GIVE, creamos GIVE: ENERGÍA PARA PUNO, una iniciativa nos permitirá cubrir, en el corto plazo, algunas de las necesidades más urgentes, de las familias más vulnerables de esta región del sur del país”, explica Cristián Vial, fundador de FFCS en Perú y gerente general de la empresa Touch.

“Con la estrategia sanitaria concentrada en frenar al COVID-19, las acciones para atender las consecuencias ocasionadas por las heladas y las temporadas de friaje que se registran durante el año en Puno, entre ellas, la aparición de enfermedades respiratorias agudas (IRAS) – una de las primeras causas de morbilidad y mortalidad, principalmente en los niños menores de 5 años y adultos mayores-; se han visto postergadas. Del mismo modo, la ayuda que solía llegar para las comunidades que viven en situación de pobreza en esta región – la cual es del 60.8%, en promedio – , se ha visto casi paralizada”, sostiene Vial.

A esta situación, se suma la infraestructura desfavorable de las viviendas y la práctica diaria y extendida de “cocción a fuego abierto” al interior de las mismas, que se realiza para cocinar y obtener calefacción. Esta práctica emana humo altamente nocivo, que equivale a fumar 20 cajetillas de cigarros de manera cotidiana.

Por esta razón, GIVE: ENERGÍA PARA PUNO tiene como objetivo recaudar un millón de soles, para ayudar a más de 4,400 personas, a través de la donación de más de 3,800 casacas Höseg para niños, que les permitirán protegerse del frío, del viento y de las lluvias, y de la implementación de casas calientes limpias con Kusimayo, que ayudarán a mejorar su calidad de vida. Estas acciones brindarán a las familias, herramientas para enfrentar las bajas temperaturas y, por ende, estar menos propensos a las enfermedades respiratorias, incluso al coronavirus.

Las empresas o personas interesadas en ayudar a esta iniciativa pueden ingresar a

https://giveperu.org

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: