¿QUÉ ESPERA CANCILLERÍA PARA RESPONDERLE A AMNISTÍA INTERNACIONAL?

Amnistía Internacional acaba de demandar al Perú el retiro de las tropas desplegadas en nuestra frontera norte para apoyar el control de ingresos de ilegales, bajo el pretexto que ello atenta contra los derechos humanos. ¿Y los derechos de los peruanos? ¿Y las víctimas de la delincuencia de los integrantes del hampa venezolana? ¿Y los asesinatos cotidianos? Los venezolanos que se portan bien y respetan las leyes no tienen problemas en el Perú pero, una vez más, esta ONG muestra su evidente sesgo político. ¿Y los derechos humanos de los millones de hermanos llaneros que viven bajo el yugo de la criminal dictadura de Maduro? ¿Qué espera Cancillería pare responder ante tamaña intromisión?

Venezuela exporta crimen organizado - Diario ExpresoDiario Expreso

La ONG Amnistía Internacional (AI) aseguró que el despliegue de militares en la frontera de Perú con Ecuador “pone en peligro los derechos humanos” de los refugiados y migrantes venezolanos y pidió “evitar una tragedia”.

“Militarizar la frontera en Perú representa un grave riesgo para los derechos humanos de las personas migrantes” y “sienta un nefasto precedente”, por lo que “exhortamos al presidente Francisco Sagasti a limitar el uso de militares en labores de control migratorio y evitar una tragedia”, reclamó a través de su cuenta oficial de Twitter la directora para las Américas de AI, Erika Guevara. 

El informe señala que el Gobierno peruano desplegó esta semana al Ejército para vigilar hasta 30 pasos fronterizos con Ecuador y disuadir así la inmigración ilegal, que  se ha incrementado con la llegada clandestina de ciudadanos extranjeros, en su mayoría venezolanos.

Gobierno peruano despliega su ejército para detener migración ilegal

De acuerdo con la directora para las Américas de Amnistía Internacional, el uso de personal militar para labores de control migratorio supone “un grave riesgo para los derechos humanos de las personas migrantes y refugiadas. Prueba de ello es el caso reciente ocurrido en la fronteriza Tumbes, en el que soldados peruanos dispararon armas de fuego al aire para dispersar personas indefensas, entre ellos niños y niñas”, detalló Guevara.

“Esto no solo contraviene la normativa internacional y peruana sobre empleo de la fuerza y armas de fuego, sino que siembra el pésimo precedente de usar armas de este tipo para intimidar a la población que tiene derecho a buscar protección internacional”, refiere la desubicada funcionaria de dicha ONG, quien exigió a las autoridades del Perú “investigar y juzgar este tipo de hechos para que no se repitan”.

“Asimismo, deben limitar el uso de las fuerzas armadas en actividades de gestión migratoria con el fin de evitar una tragedia” y “actuar conforme a los estándares internacionales, brindando protección a quienes la necesitan”, urgió.

“SÓLO MIRAN CON EL OJO IZQUIERDO”

Luis Gonzales Posada: Aún se puede interpelar a ministro Vicente Zeballos - Diario ExpresoDiario Expreso

Sobre el tema, el excanciller Luis Gonzales Posada dijo que el Perú no puede permitir los excesos de Amnistía Internacional que critica el apoyo que viene dando el Ejército a la Policía Nacional para detener el ingreso ilegal de venezolanos.

“Ese organismo internacional no entiende,  porque solo mira con el ‘ojo izquierdo’  que el Estado tiene la responsabilidad de proteger sus fronteras, como es reconocido por el Derecho Internacional.  Lo que está haciendo el Perú es impedir el ingreso de asesinos, sicarios que carecen de documentos y con antecedentes policiales”.

Sin embargo, el ex ministro admitió que le parece un exceso que durante la operación se haya utilizado tanques de guerra “esto da muy mala imagen y estos tanques no son necesarios para controlar a los migrantes.”

Puntualizó que ahora estamos viviendo las consecuencias del gobierno de Vizcarra que desprotegió las fronteras, situación en la que también tiene responsabilidad Migraciones porque no ordenó las medidas de control necesarias e impedir que entre las miles de personas que buscan apoyo humanitario, se infiltren delincuentes muy peligrosos para la seguridad.

“Yo quisiera que le pregunten a las víctimas de los delincuentes, asaltantes y sicarios de esa nacionalidad, por el pedido que hace Amnistía Internacional para que el Perú desproteja y quiete la seguridad de la frontera”, puntualizó.

La militarización en la frontera peruana preocupa a organizaciones en medio de la campaña electoral

El uso de tanques para detener ilegales sí fue un exceso y da mala imagen

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: